Pollo BLW

🇨🇱 Pollo BLW (6m)

Me han pedido harto saber las formas seguras de entregar proteínas animales cuando iniciamos la alimentación complementaria, y la realidad es que es un tema que me cuesta. Me cuesta porque no como carnes rojas ni blancas, pero aún así cada cierto tiempo le doy la posibilidad a mi hijo de comerlas, y la verdad es que él se las come feliz. Nuestra dieta es más bien basada en plantas, pero excepcionalmente los hombres de esta casa comen pollo y carnes rojas, y la disfrutan mucho!

Ahora a lo nuestro: para ofrecer pollo debemos asegurarnos de que sea un trozo jugoso, que se desmenuze fácilmente en trozos pequeños. Para que eso ocurra, a los 6 meses cortamos bastones el dirección perpendicular a la veta natural del músculo (puedes ver el video acá), o lo dejo jugar con el hueso dejando un poco de carne pegada al cartílago (quitando todos los huesitos chicos). A los 9 meses, o desde que ya hacen pinza y se interesan por trozos pequeños, podemos desmenuzarlo.

También puedes triturarlo y combinarlo con verduras para hacer bolitas, hamburguesas o muffins. 

Cómo lo cocino?

Si es pollo sin hueso, lo sello al sartén con aliños como ajo, tomillo, romero u orégano (sin sal). Lo tapo y lo dejo cocinar a fuego medio por unos 15 minutos o hasta que esté bien cocido. Al estar tapado va a soltar jugo, y lo guardo todo junto para luego poder «remojar» el pollo en ese juguito y evitar que esté seco al ofrecerlo. 

Si es pollo con hueso, le quito la piel, lo aliño y lo pongo en una fuente apta para horno. Le agrego un poco de agua (½ taza y voy agregando en la medida que se cocina si es que veo que se seca). Lo horneo a 180ºC (355ºF) por 30 minutos o hasta que esté bien cocido.

Si estás pensando que es muy agotador cocinar para tus niños y ustedes (los adultos) en la casa, te invito a unirte al próximo taller ‘Mi hijo ya domina la hora de comer. Ahora, qué?’ donde te enseño, entre muchas otras cosas, a cocinar ahorrando tiempo y $$ con ideas simples, ricas y nutritivas.

Fuente: www.nutreduca.com

×